Actividades semana 1 (Roma -76 días)

Bueno, realmente esta semana acaba el 2013 y empieza el 2014, así que haré un mix de fechas para no liarlo más… Básicamente después de Pedrezuela me dediqué a descansar para poder llegar con la pierna en condiciones y acabar la San Silvestre, sin muchas esperanzas ni objetivos en cuanto a tiempos.

Aunque se estuvo moviendo un poco en el grupo del Team Sport Spirit, al final no concretamos ningún disfraz (creo que alguna de las propuestas que hice tuvieron algo que ver, je je). Así que el 31, después de comer (tarde, como no podía ser de otra manera cuando vas apurado), salí de casa con el equipo de correr, la riñonera para poder ir bebiendo algo y meter el chubasquero en carrera, y muchas dudas sobre la carrera.

San-silvestre-1

Cuando llego, la animación normal (mucha gente por todas partes), y me voy directo a la puerta 0 del Bernabeu, a ver si este año coincido con la gente. Nada más llegar me encuentro con Mauro (AKA @fotomaf) y Antonio (AKA @adelgado), unos habituales en mis SSV .

San-silvestre-2

Con @fotomaf y @adelgado en la puerta 0

Al poco tiempo aparece Antonio Bizarro con su cámara de fotos (cómo no verle) y muchos amigos y habituales de RdB (aquí la crónica de @RunnerChef), así que en el poco tiempo que queda hasta la salida de mi cajón (en la primera oleada), nos hacemos unas fotos y deseamos feliz año y tal y tal… Sin más rodeos me dirijo hacia los cajones de salida, que cuando llego al mío están abarrotados, y de repente, a 10 minutos de la salida, desaparecen los controles de acceso… ¡barra libre!. Hasta ese momento seguía con el chubasquero, así que una vez hecho hueco en la masa de gente, me quito el mismo, lo guardo en la riñonera, bebo agua (no hay avituallamiento en la carrera) y me pongo a grabar vídeos con la GoPro de la salida.

La verdad es que se me hace un poco extraño estar sólo y sin disfrazar este año, pero la cantidad de gente que hay hace imposible moverse, así que simplemente escucho la música del DJ, salto un poco para calentar y a esperar la salida. Cuando finalmente se da el pistoletazo y la masa se mueve, sólo pienso en ir tranquilamente para poder acabar entero en Vallecas, así que una vez pasado el arco de salida, reloj “on” y a subir la cuesta de Concha Espina al tran tran… Ya desde el principio se nota que hay mucha gente que se ha metido en el cajón que no debe, puesto que aunque salgo muy tranquilo, adelanto a bastante gente (y otros muchos me pasan). Sigo sin entender lo de ponerse a correr en una carrera masificada de manera que molestas a todo el mundo, especialmente cuando se ponen cuatro en fila y no dejan pasar, con el consiguiente peligro de tropezar y tener un incidente. ¿?

Una vez cogido Serrano me dejo llevar sin apretar, y la velocidad se incrementa hasta ir por debajo de 4:50/km, aunque noto las molestias, de momento la cosa no va a más, y van cayendo los km casi sin darme cuenta. La temperatura es agradable para correr, y aunque está nublado, no corre nada de viento. Ya en la bajada hacia el Puente de Vallecas me encuentro más cansado y con mayores molestias en la pierna, así que aprieto los dientes para subir la cuesta del km 8, pongo mi ritmo y vamos a ello ¡puff!. Los pasos se suceden e intento no mirar mucho adelante, cada vez me cuesta más mover las piernas, pero pienso que ya está casi todo hecho en cuanto tomemos el giro antes del km 9. En cuanto oigo la música del grupo que se coloca siempre en el giro, respiro aliviado, y aunque al iniciar el ligero descenso intento acelerar un poco para acabar cuanto antes, noto más dolor y además el apelotonamiento de gente que impide pasar hace inútil el intento. El último kilómetro lo hago “pidiendo la hora”, intento ponerme a un lado para no molestar y llegar aunque sea andando, pero no llego a tener que pararme, un último giro y ya veo la meta delante ¡prueba superada!.

Vaya cara que se me quedó al llegar, estaba bastante tocado

Vaya cara que se me quedó al llegar, estaba bastante tocado

Lo mejor de ir con el propio chip y llevar el chubasquero en la riñonera es que no tuve que pararme para desabrochar los cordones ni esperar a la recogida de ropa, así que sin parar seguí andando todo el recorrido de salida, y casualmente me encontré con Antonio casi al final, por lo visto Mauro fue peor y llegó más tarde, así que seguimos para enlazar con la avenida de la Albufera, donde vimos llegar a la gente del final y de las siguientes oleadas mientras bajábamos a coger el metro.

Y la verdad es que a partir de ahí, poca cosa que contar, salvo que no corrí más en toda la semana, con vistas a poder recuperar bien y afrontar el resto del mes de enero en condiciones, vamos a ver qué tal…

Os dejo aquí el enlace al track de Garmin de la carrera, así como el perfil de la misma.

perfil-ssv-2013

Cuando tenga un rato intentaré rematar el vídeo y postearlo por aquí.

De nuevo, desear un feliz 2014 a todo el mundo, muchas gracias por visitar y comentar el blog 🙂 

No Responses

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: